Logo cabecera

5 enfermedades que se pueden detectar con un Papanicolau anual

Autor
veris_admin
Visitas
4287

Lo más probable es que llevas años yendo al ginecólogo. Si no has ido para tu primer chequeo ginecológico y eres una mujer adulta, es importante que lo realices lo más pronto posible.

Los chequeos ginecológicos anuales son de suma importancia para tu salud. Al igual que los chequeos dentales o médicos generales, los chequeos ginecológicos ayudan a prevenir enfermedades que afectan tu bienestar. También son importantes para la detección precoz de decenas de condiciones agudas y crónicas.

En el Ecuador se ha incrementado la mortalidad por Cáncer de Cuello Uterino, 664 mujeres fallecieron como consecuencia de cáncer de cuello del útero en el año 20121. El 96,1% de los diagnósticos de cáncer de cuello uterino ocurre después de los 30 años de edad entre las mujeres del Ecuador.

Por lo general, un chequeo ginecológico consiste en dos partes: una historia médica/clínica y exámenes ginecológicos.

En la historia clínica, tu médico te hará preguntas acerca de la historia médica de tu familia y tu salud sexual.

Aparte, tu ginecóloga o ginecólogo podría necesitar completar tu evaluación médica con exámenes o procedimientos. Esta es la parte que, por lo general, causa ansiedad en muchas mujeres, pero no hay de qué preocuparse. Tu ginecóloga te explicará lo que va a hacer antes de cada paso para que sepas qué esperar.

Algunos de los exámenes más comunes son:

  • Un examen físico general
  • Una examinación de sus senos. En esta parte, tu ginecóloga chequeará tus senos con sus dedos para detectar posibles masas o secreciones anormales
  • Examinación pélvica. Te pedirá que subas tus pies a unos estribos para que pueda examinar la parte adentro y afuera de tu vagina, y así detectar posibles infecciones y anormalidades.
  • Papanicolau. Para esto, tu ginecóloga raspará unas células de tu cérvix con un pequeño cepillo especializado. Para hacer esto, tu ginecóloga pedirá que te mantengas en la misma posición que adoptas para la examinación pélvica, y que trates de relajar tus músculos pélvicos. Va a colocar un aparato llamado un espéculo en a tu vagina que permitirá que el especialista pueda insertar el cepillo especializado. Una vez haya logrado obtener la muestra, remueve lentamente el espéculo y enviará la muestra al laboratorio para detectar si hay alguna célula anormal.

El Papanicolau puede ser un poco incómodo para algunas mujeres, pero normalmente se completa en no más de un minuto.

El Papanicolau ayuda a detectar si hay células anormales. Si este fuera el caso, tu ginecólogo te pedirá que regreses por otra cita para realizar más exámenes, o para discutir siguientes pasos y tratamiento. En general, algunos ejemplos de enfermedades que pueden causar que el Papanicolau detecte células anormales incluyen:

  • Virus de papiloma humano
  • Cáncer de cérvix
  • Cáncer uterino
  • Verrugas genitales
  • VIH

Sólo porque haya salido positivo, no significa necesariamente que tengas cáncer. Es posible que tengas un poco de inflamación que puede mejorarse con el tiempo, o un cambio normal de células, llamado displasia.

Si te detectan alguna de las enfermedades mencionadas arriba, tu ginecólogo te podrá recomendar cuales son los siguientes pasos para evitar que siga avanzando la enfermedad. ¡Es por esto que la detección precoz es tan importante!

El MSP recomienda el control ginecológico anual para la detección precoz de enfermedades que pueden tratarse si son detectadas a tiempo. Es importantes que lo hables con tu ginecólogo para determinar cuál es la mejor opción para ti.